Camino de Santiago Portugués.

Redondela - Padrón (62km)


Es la cuarta vez  que me pateo el Camino de Santiago y podría decir que ninguna de ellas fue en las mismas condiciones.
La primera  vez, fui solo. Dos etapas para recorrer los 120 Km que separan Sarria de Santiago. Era el año 2010: año Jacobeo.
Un mes después con mi chica y sus tíos, hacíamos el mismo recorrido en una semana.
Este mes de agosto, con mi chica  hicimos Santiago-Muxia-Fisterre en 6 etapas para otros 132 kilometros !
Y  este fin de semana, para el bautizo de mi chica en la ultra distancia, hicimos los 62 km del camino portugués que separan  Redondela de Padrón en 17 horas (salida a las 23h de Redondela y llegada al día siguiente a las 16h a Padrón.

Si nos planteamos salir de noche era para afrontarla lo más frescos posible y no cuando ya llevas muchos kilómetros en las piernas y estás cansado.

Comentando esta aventura con amigos, se sorprendían por el hecho de pasar toda la noche recorriendo montes y bosques embrujados, cómo no! Estamos en Galicia. Pero  curiosamente, ya no son los ruidos del bosque los que te sorprenden, más bien es su silencio: ya no queda vida (o poca) en ellos!

De  Redondela a Pontevedra poco que decir. Durante esa primera parte del recorrido vas muy atento a las sensaciones.  Sobre todo mi chica que era su "primera larga distancia". Su preocupación era llegar lo bastante fresca al final de esos primeros 20 km para seguir afrontando el resto del recorrido con la moral alta. Primer reto conseguido y con creces!

Lo más duro de la noche  fue la espesa y persistente niebla que nos acompañó durante unos cuantos kilómetros poco después de Pontevedra. No veíamos nada. No sabes dónde estás y te das de cuenta de lo frágil que podemos llegar ser: si pasa algo, ¿cuál es el punto de escape más cercano? Ni p… idea. Y que nadie me venga con su supersmartphone el supergooglemapssss si no tienes cobertura. El  GPS sin cartografía  digital más de lo mismo: tienes tu posición pero ¿y qué? Estoy aquí pero, a donde está eso!  No vuelvo a salir sin el mapa topográfico de toda la vida! Esa misma niebla te acaba mareando al
andar con el frontal, pareces la nave Enterprise cuando se adentra en el  hiperespacio: solo ves puntos blancos que se acercan a  la velocidad de la luz!

Como ninguna noche es eterna, esta también acabó. Ya tocaba! Como decía anteriormente, coincidió con la llegada a las afueras de Caldas de Rey. 42 kilómetros hechos y yo alucinando con mi chica!   Va fenomenal! Eran las 9 y ya llevábamos 10 horas de camino.  Almuerzo reparador y...seguimos

Los 10 kilómetros siguientes se añaden a la cuenta sin que se acumule demasiado el cansancio. Pero todo cambia al kilómetro 52! Fuerte bajada entre piedras. Larga, pesada. Empieza a hacer calor. Los pies empiezan a quejarse a cada paso. Mi chica, especialista donde las haya en todo lo relacionado con “tengo los tobillos flojosss”, lo está pasando mal. Va forzando! Empiezan a notarse un par de ampollas. Yo también voy cansado y un dedo me está haciendo la puñeta (ya me molestó en el camino a Fisterre). Analizándolo después llegamos a la conclusión que  mi chica fue un problema de calcetines. Yo de zapatillas!

Teníamos planificado comer en Puentecesures, en un restaurante donde habíamos parado la semana anterior de vuelta de la "Carrera de la mujer de A Coruña". Y allí llegamos en el tiempo previsto pero más tocados de lo esperado por los problemas de pies.  Unos buenos platos de comida y unas cervezas para coger fuerzas y acabar los 2 kilómetros que nos faltaban hasta la estación de Padrón. Orgulloso de mi chica! Vaya primera!

Gran aventura!

Track Wikiloc:  http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=5379280
Publicar un comentario en la entrada